El vistazo a futuro de nuestras finanzas que nos dio el COVID19

10 de agosto de 2022 , , , , ,

¿Alguna vez te has preguntado cómo te gustaría vivir tu retiro? Seguramente te imaginarás viviendo cómodamente en el hogar que tanto tiempo te tomó construir o viajando a los lugares que siempre quisiste conocer. Posiblemente te proyectas con mucho dinero, viviendo de tus rentas, negocios o a lo mejor seguir trabajando con toda la energía y entusiasmo, porque lejos de llamarse trabajo, es el hobby que alimenta tu espíritu.

Muchas de estas ideas pasan por nuestra cabeza de vez en cuando, pero es necesario trabajar para ese momento de descanso y disfrute. Todos los días nos levantamos llenos de ilusiones y esperanza en un futuro mejor y los escenarios de que todo podría salir mal, generalmente están lejos de nuestro pensamiento.

Cruzamos la calle dando por sentado que el otro lado nos espera sanos y salvos. ¿Qué pasaría si te dijera que no siempre es así? Es por eso que los asesores financieros y agentes de seguros somos personas tan incómodas. Es nuestro trabajo hacerte pensar en todos esos escenarios que podrían y no podrían llegar a darse. Pero la buena noticia es que te damos la solución para que pase lo que pase y sin importar la etapa de vida en la que te encuentres parado, tu patrimonio y el de tu familia se encontrarán a salvo de todas aquellas circunstancias e imprevistos que la vida nos pone.

Lecciones financieras de pandemia

La reciente pandemia que sacudió al mundo a finales del 2019, ha sido la mayor prueba en estos últimos años. Nos vino a dar la lección que tanto necesitábamos ¿Qué tan preparado estuviste para recibir esta crisis? Seguramente tú, al igual que millones de personas dirás que no estabas nada preparado, en comparación con aquellos que tenían la cultura de la diversificación o una visión increíble para hacer negocios.

La pandemia arrojó principalmente dos escenarios, por un lado representó una puerta de oportunidad al emprendimiento y la construcción de nuevas empresas, y por otro representó la pérdida de todo lo que habían edificado con tanto esfuerzo a través de los años.

Muchas familias, tristemente, se quedaron sin la cabeza del hogar, esa persona amada y responsable de proveer. Se vieron en la necesidad de refugiarse en terceras personas para sacar adelante su situación económica. Otras tantas no perdieron familiares, pero si sus fuentes de ingreso: perdieron sus trabajos, negocios o mal vendieron su patrimonio para poder sobrevivir al golpe financiero.

Un retiro sin preocupaciones lo asegura una previsión financiera adecuada

A todo esto mi querido lector, le podríamos llamar un vistazo al futuro, cierto es que podrías nunca verte en esta situación, como lo es también que podrías llegar a viejo sin enfermedades y preocupaciones monetarias ¿pero qué sucedería si no es así? Pregúntate por un momento cuáles son los escenarios de la vida que podrían llevarte a una situación de desequilibrio financiero. ¿Qué más podría suceder a parte de una pandemia? ¿Qué más podría estar pasando por alto? A mis 35 años jamás me imaginé en esta situación de crisis.

El COVID-19 nos dio una oportunidad única de dar un vistazo al futuro, fue una especie de bola mágica, un simulacro de lo que podría ser un mal retiro si no estamos preparados y avizorando que probablemente podríamos estar mal de salud, o sin los recursos financieros suficientes para sostenernos o en el peor de los escenarios dependiendo de alguien más, por nuestra falta de previsión.

¿Te gustaría poder garantizar que pase lo que pase tu economía estará respaldada? Mejor aún, ¿te gustaría garantizar que pase lo que pase podrás seguir gozando de tu independencia financiera? Así como viviste esta crisis en casa, rodeado de tus seres queridos, de tus mascotas, planeando y esperando, así te verás en tus años de retiro.

Damos por sentado que llegaremos a nuestros 60 con la vida arreglada y el organismo al 100%, pero la realidad es que algún lado de la balanza estará más inclinado que el otro, nunca en equilibrio, de nosotros depende darle a nuestra vida ese apalancamiento. Afortunados los que enfrentaron esta pandemia con un buen fondo de contingencia, que a mi parecer no hubo cartera lo suficientemente grosa contra lo que estábamos luchando.

¿Cuál es el aprendizaje que este suceso dejó en ti? ¿Qué viste en tu entorno que te ayudó a aprender en cabeza ajena? ¿Qué tuviste que perder para aprender a tomar el timón de tus finanzas? La buena noticia es que nunca es tarde, pero está en ti cambiar el rumbo de tu futuro financiero.

ENLACES RELACIONADOS